sábado, octubre 21, 2006

Pequeña confesión

¿por qué saben tan ricos los orgasmos cuando son compartidos?

No lo sé, pero tu sí que sabes, que aunque sea por esta ventanita me encanta compartir los mios contigo.

Me encanta imaginarme cosas contigo, y me encanta describir mis movimientos, mis sensaciones, y leer como poco a poco te humedeces y alcanzas con un dedo a comprobar el estado de tu sexo.

Me encata imaginar, pero me encanta verte, y sobre todo que me veas.

Disfruto enseñándote como me gusta, viendo como te gusta. Nuestras caricias, nuestros ritmos, nuestros ojos fijados en la pantalla.

Me gusta masturbarme para ti, compartir ese momento secreto, ese orgasmo intenso, mi corrida deliciosa.

Y es que, me confieso, de vez en cuando me convierto en un vicioso del messenger.



9 comentarios :

churra dijo...

Tu , yo y dos millones mas ( de vez en cuando )
Un beso

Dana dijo...

Me apunto a club.Un beso Arnand.

TERESA dijo...

compartidos son perfectos, a solas deliciosos...a traves sel messenger...uffff,los prefiero cara a cara(aunque de tanto en tanto,a nadie le amarga un dulce)

Valeria dijo...

Es un recurso, como el teléfono, para ocasiones concretas. Yo, igual que Teresa, prefiero el cuerpo a cuerpo.
Un beso

Anónimo dijo...

Adoro los orgasmos compartidos, como todos y todas, encanto... buen recurso una ayudita en el messenger para no acabar sola, pero... lo mejor es hacerlo a la cara, exacto... sentir tu orgasmo justo en mi cara...

besos húmedos querido.

Lucía

Anónimo dijo...

Ven a confesarte conmigo.

d.

Anónimo dijo...

¿Tendrán algo que ver con esto las burbujas enterradas? Yo creo que sí

Cuore dijo...

Sabes como disfruto de esos momentos gracias querido Arnand por compartirlo con este cuore…ummm…Que rico!!!

Cuore dijo...
Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.