lunes, diciembre 15, 2014

Otra vez, casi sin palabras

Contigo, sin límites. 
Tuyo.


1 comentario :

Lunna dijo...

No hay limites si la entrega es verdadera.

Felices Días.

Ya están aquí de nuevo; llegaron de puntillas, casi sin darnos cuenta. Bajo la hoja de Noviembre nos aguardan esos últimos días que nos piden (es difícil, lo sé) olvidar problemas e inquietudes para dejar paso a la necesidad de dar y recibir cariño y esperanza.

Ha sido un largo camino, cada año más largo y tortuoso.

Quería, queríamos un año que, de verdad, fuera nuevo, un año donde vivir con las ventanas abiertas y la esperanza como felpudo de bienvenida a los pies de nuestros sueños pero las cosas no han sucedido como esperábamos. Aun así no deseo renunciar a la magia de unos instantes desde los que brindar con vosotros, desde los que buscar una luz que enhebre un deseo propio con un sueño vuestro, no deseo renunciar a que, entre todos, seamos el agua que arrastra la incertidumbre del eclipse y nos permita compartir la luz tenue de la lunna.


Besos.

Lunna.